Andes en concurso: la aerolínea dejó de volar en pandemia y volvió en junio con un ambicioso plan

176
0
Compartir:

20/09/2023 Energiaytransporte.com.ar – Nota

Andes Líneas Aéreas retomó sus operaciones en junio, luego de tres años de suspensión por la pandemia, y planeaba levantar vuelo con la reactivación del turismo. La historia de la empresa y los vaivenes que sufrió desde su nacimiento, y cómo sigue la causa judicial.

La Justicia abrió el concurso de acreedores de Andes Líneas Aéreas, la aerolínea que retomó sus operaciones en junio luego de tres años sin funcionar y se ilusionaba con volver a levantar vuelo con un ambicioso plan.

El Juzgado Nacional de primera instancia en lo Comercial N° 28, a cargo de María José Gigy Traynor, Secretaría n° 56, con Fernando Wetzel al frente, declaró abierto el proceso y definió que el 30 de octubre concluirá el periodo de exclusividad. Se trata del tiempo que estipula la Ley de Concursos y Quiebras para que, dentro de los 90 días de iniciado el concurso, el deudor elabore ofertas de pago a los acreedores. Si bien todavía no está calculado el pasivo, son más de 560 los acreedores.

El plan frustrado de la vuelta de Andes Líneas Áreas
Tras suspender sus actividades en marzo de 2020 por la pandemia, la empresa familiar y de capitales nacionales tenía pensado retomar las operaciones en diciembre del año pasado, pero su vuelta se demoró un semestre y se concretó recién en junio. Buscaba recuperar su lugar en el mercado con la reactivación del turismo. En esa dirección, diseñó un cronograma que puso en marcha hace tres meses y se ampliaría en las siguientes semanas.

La programación incluía vuelos internos a destinos de alta demanda como Bariloche e Iguazú con foco en servicios para viajes de egresados con agencias como Travel Rock. A su vez, apostó por la vuelta a Brasil. En julio, logró el regreso al país vecino conectando Bariloche con San Pablo con una ocupación del 94,7%. En ese caso, los vuelos habían quedado inactivos cinco años atrás. La idea era tener operaciones desde esa localidad, Buenos Aires y Rosario con 15 frecuencias por semana.

Anteriormente, la concursada voló a ocho destinos de Brasil: Florianópolis Río de Janeiro, Cabo Frío, Porto Seguro, Salvador de Bahía, Recife, Maceio y Fortaleza. Además, hizo escalas técnicas en Manaos en viajes al Caribe, destino que a priori no estaba en el esquema de regreso de la aérea, pero que no descartaba sumarse más adelante.

La estrategia apuntaba no solo a llevar argentinos a su destino de vacaciones favorito, sino también a traer brasileños, que, atraídos por la brecha cambiaria que propicia los ‘tours de compras’, se encuentran terceros en el ranking de ingresos a la Argentina en lo que va de 2023, con el 15% del total de las entradas, detrás de chilenos y uruguayos.

Si bien Andes se ‘recertificó’ como explotador de servicios aéreos -lo que la habilita a ofrecer vuelos regulares internos e internacionales de transporte de pasajeros, así como de carga y correo-, por ahora la intención era tener solo vuelos chárter, aunque le asignaron más de 250 rutas, entre nacionales y regionales, luego de recibir el permiso para volver a funcionar.

Como parte de la reactivación de su flota, incorporó dos aviones Boeing 737-800, utilizados para vuelos de media distancia y configurados para 189 pasajeros de clase única. El primero llegó en octubre desde Irlanda y el segundo se sumo en julio. Esta aeronave perteneció a Flybondi, que la retiró de su flota en agosto de 2020.

La historia de Andes Líneas Aéreas y sus vaivenes
Andes nació en 2006 como una alternativa para suplir la falta de vuelos entre Buenos Aires y Salta. Más tarde, por la alta demanda en esta ruta, otras aéreas comenzaron a ofrecer sus servicios también, como Sol, Latam Argentina y Aerochaco.

A partir de su fundación, experimentó un crecimiento lento, pero sólido, que le permitió terminar su primer año con 94.000 pasajeros. En diciembre de 2011, superó el 1 millón y alcanzó el pico de su primera expansión, al incorporar dos Bombardier CRJ-900 y dos Airbus A320 para la temporada de verano 2011-2012.

Los siguientes tres años fueron complejos. Cerró 2014 con 96.000 usuarios anuales. El primer golpe fue la erupción del volcán Puyehue, cuyas cenizas inhabilitaron por varios meses al Aeropuerto de Bariloche, lo que provocó que no pudiera operar ciertos vuelos. Luego, el salto que pegó el dólar entre 2013 y 2015 y los controles de cambio atentaron contra el negocio, con el tráfico en mínimos históricos. En ese escenario, se sumaron medidas de fuerza gremiales por disputas salariales y condiciones laborales.

En 2015, la situación se revirtió con un contrato que celebró con Travel Rock para transportar alumnos de quinto año del secundario a Bariloche. Eso le dio un respiro: cerró el año con 176.000 pasajeros. Con el cambio de gobierno y la apertura del mercado, entró en una segunda expansión, en la que sumó cuatro Boeing 737-800 y nueve destinos entre 2016 y 2017, cuando movilizó 246.000 y 641.000 pasajeros, respectivamente, mientras que en 2018 alcanzó un pico de 1,2 millones.

El crecimiento parecía no tener límites, hasta que la corrida cambiaria de ese año golpeó su capacidad financiera para afrontar leasings en dólares, lo que -sumado a la llegada de las low-cost, la liberalización del piso tarifario, el alza del petróleo y una economía en crisis- provocó que la empresa se desprendiera de los Boeing y despidiera personal. Otros dos factores que influyeron en su caída fueron la pérdida del contrato con Travel Rock en 2019 y una deuda millonaria con Chubut.

Su red quedó reducida a unos pocos destinos mientras que su flota operativa antes de la suspensión de sus vuelos era de dos aeronaves. Alrededor de 250 empleados quedaron con salarios adeudados. El último vuelo antes de su vuelta de este año se realizó el 18 de marzo de 2020, en la ruta que une el Aeroparque Jorge Newbery con Puerto Madryn.
Como chartera, transportó a equipos deportivos con acuerdos con la Asociación de Fútbol Argentino (AFA), la Comisión Organizadora del Rally Dakar, la FIFA World Cup Brasil 2014, la Copa América Chile 2015, la Copa Libertadores de América, la Copa Sudamericana, la Copa Argentina, Boca Juniors, San Lorenzo de Almagro, Club Atlético Huracán, Rosario Central y Racing Club. También trasladó a artistas de renombre como Madonna, Paul McCartney, Carlos Vives, Foo Fighters y Bruno Mars, entre otros.

Los pasos que siguen del concurso de Andes Líneas Aéreas
El 25 de septiembre es la próxima fecha prevista en el calendario del concurso de Andes, cuando se dará a conocer el detalle de los acreedores. A su vez, para el 23 de octubre, está prevista una audiencia informativa a las 10 horas en la sala de audiencias del Juzgado. En tanto, ya empezó a correr el tiempo para que los acreedores presenten sus demandas.

La sindicatura designada es el Estudio Iglesias, Sala Spinelli y Asociados, ante quien los acreedores deberán solicitar la verificación de sus créditos. Tienen tiempo hasta el 8 de noviembre. Las presentaciones podrán efectuarse en formato físico en la calle Viamonte 1331, 2° piso de lunes a viernes de 14.30 a 18 horas o mediante correo electrónico a la casilla estudioiglesiassalaspinelli@gmail.com. Igual procedimiento se aplicará para formular observaciones e impugnaciones, plazo que vence el 11 de diciembre.

A su vez, destacó que los empleados podrán tener acceso a la información del proceso. Los trabajadores que no tuvieren el carácter de acreedores y que pretendan revisar los legajos y ser comunicados acerca de los créditos insinuados de manera digital, deberán efectuar su petición por correo electrónico.
Fuente: El Cronista

Compartir: