La escasez de pilotos y técnicos parece muy real

158
0
Compartir:

Todos los indicadores apuntan a la necesidad de profesionales en la industria aeronáutica.

Por Luis Alberto Franco – Aeromarket.com.ar

Publicado el May 31, 2022

La Federal Aviation Administration (FAA) ha recibido solicitudes para que permita –o estudie la posibilidad– de que las aerolíneas puedan contratar pilotos con menos horas de vuelo. El pedido sería bastante extremo ya que plantea que los nuevos pilotos tengan hasta el 50% de las horas de vuelo que se requieren actualmente.

Una de las aerolíneas que hicieron el reclamo fue Republic Airways, una compañía regional de los Estados Unidos que presta servicios a las subsidiarias American Eagle, Delta Connection y United Express.

Republic Airways opera una flota de 218 aeronaves, la mayor parte de ellas Embraer 170 y 175.

La aerolínea plantea que se reduzcan los requisitos para obtener la Airline Transport Pilot License (ATPL) que se requiere para volar aviones de pasajeros afectados al transporte regular; actualmente se requiere para obtener esa habilitación 1.500 horas.

Uno de los fundamentos que esgrimen Republic y otras compañías es que un piloto con formación militar puede obtener la ATPL con sólo 750 horas totales de vuelo.

Como algunas aerolíneas, Republic tiene su propio programa de formación de pilotos, el cual es supervisado por universidades con carreras aeronáuticas.

El escenario estadounidense

En los Estados Unidos se producirán este año entre 5.000 y 7.000 pilotos profesionales, pero sus necesidades actuales serán de 13.000 pilotos, al menos esas son las cifras que menciona Scott Kirby, director ejecutivo de United Airlines. Como lo indica la Ley de la Oferta y la Demanda, el faltante hace que los salarios suban –consecuentemente también lo hace el precio de los pasajes–, lo que a su turno debería llevar a que más jóvenes optaran por seguir profesiones aeronáuticas lo que debería resolver el problema, sin embargo todo el proceso lleva tiempo, por eso se pide simplificar todo lo posible las exigencias para los pilotos siempre y cuando no afecte la seguridad.

En este escenario las aerolíneas no podrían cubrir toda la demanda de vuelos que comienza a registrarse en la pretemporada de vacaciones. “La escasez de pilotos para la industria es real y la mayoría de las aerolíneas simplemente no podrán realizar su plan de capacitación porque simplemente no hay suficientes candidatos”, dijo Kirby a ABC New, “esta situación parece que se mantendrá en los próximos cinco años”, agregó el ejecutivo de United.

Según un relevamiento en las escuelas de vuelo de los Estados Unidos, los pilotos en formación que están próximos a lograr la calificación reciben entre 1 y 3 ofertas de empleo con muy buenas condiciones laborales de parte de las aerolíneas. Las compañías que forman –o terminan de formar–  a sus profesionales están apurando a las escuelas para que realicen su capacitación en el menor tiempo posible, pero las academias tienen sus propios problemas ya que los instructores en edad de volar en las aerolíneas son contratados por ellas. “Es como un perro que se muerde la cola”, dijo Jeff Williamson, dueño de una escuela de vuelo en el noreste del país.

“Dos de nuestros instructores fueron contratados directamente por Spirit Airlines y sólo tienen 2 años de experiencia, pero pronto serán pilotos de Airbus”, dijo el jefe de instructores de la escuela a ABC News.

American Airlines tiene un plan para contratar pilotos en cualquier nivel de formación en que se encuentren. La compañía espera atraer entre 50 y 70 pilotos por semana este año, lo que significaría la contratación de aviadores más importante de su historia.

En cuanto a salarios, United, Delta, American y la low cost Southwest son los que mejores salarios pagan, los pilotos que más ganan en United tienen ingresos anuales de unos 450.000 dólares.

Una subsidiaria de propiedad de American Airlines, la compañía Envoy Air, ofrece 182.000 dólares de “premio” a quienes acuerden permanecer en la empresa al menos dos años para volar sus jets regionales Embraer.

Las causas de la escacez son variadas, pero el retiro de profesionales es una de las más importantes. Los pilotos se retiran a los 65 años, pero la pandemia aceleró algunas jubilaciones. Muchos de esos pilotos fueron formados a mediados del siglo XX en las fuerzas armadas, pero esa fuente de provisión de personal ya no es lo que solía ser. Hoy, muchos aviadores militares permanecen más tiempo en servicio, por lo que tampoco estarían pasando a la actividad civil como lo hacían anteriormente. Esto también podría llevar a la FAA a prolongar la vida profesional de los pilotos para reducir el impacto del faltante.

 

Sin incluir 25.101 pilotos de 65 años de edad que tienen licencias pero no pueden volar en transporte según las normas de la FAA. Fuente: Federal Aviation Authority y Transportation Security Administration.Las autoridades también están estudiando la posibilidad de flexibilizar la residencia y permiso de trabajo a aviadores extranjeros si el faltante se agudiza, lo cual globalizaría aún más el problema de escasez. Antes de la pandemia China era un polo de atracción para los pilotos occidentales capacitados, en ese entonces, el coloso asiático ofrecía salarios y condiciones laborales extraordinarias para cubrir sus necesidades. Ahora la situación cambió, pero si la normalización se acelerara la demanda volvería a dispararse.

El trabajo aéreo otra fuente de demanda

Otra novedad importante es que los vuelos corporativos y de taxi están en auge, por lo que también afecta el mercado laboral aeronáutico. Hay un creciente número de pilotos que no aspiran ser parte de las dotaciones de las aerolíneas y prefieren otro tipo de vuelo. Aquí también se registran mejoras considerables en las condiciones laborales, tanto por la creciente demanda del sector como por los pilotos que sí pasan a trabajar en las líneas aéreas.

Lo que sucede con los pilotos también ocurre con los técnicos, ya que no se consigue cubrir la demanda de buenos mecánicos de mantenimiento o aspirantes a serlo.

La respuesta de los fabricantes

Antes del COVID-19 los fabricantes de aviones estaban en plena ejecución de planes para formar pilotos. Las compañías saben que no hay suficientes aviadores y técnicos para los aviones que demanda el mercado y dado que ellas quieren vender tantos como puedan, buscan soluciones y se están involucrando cada vez más en la formación de personal.

Así está el mercado. Es posible que muchos pilotos no encuentren trabajo en sus países o en las naciones a las que han emigrado, pero conseguir empleo como aviadores podría ser sólo una cuestión de tiempo. El mundo vuelve a volar y las oportunidades fluyen más que nunca. Eso sí, los formatos comerciales de las compañías están cambiando todo el tiempo y hay que tener flexibilidad para adaptarse a una nueva dinámica aerocomercial y saber aprovechar las oportunidades allí donde se presentan. En esto, el trabajo aeronáutico no está exento de lo que sucede en otras actividades.

¿Otra visión?

Para la Air Line Pilots Association (ALPA) la escasez de pilotos es una falacia, considera que la crisis es por una mala gestión empresarial en la preparación para el regreso a la actividad luego de la pandemia. El sindicato afirma, basado en datos recogidos en una página web, que habría un excedente de profesionales y atribuye la sensación de faltante a la intención de los ejecutivos de las aerolíneas de cortar servicios aéreos y eludir reglas de seguridad para contratar trabajadores sin experiencia por menos salario.

La versión sindical indica que hay compañías que se prepararon mejor para la pospandemia y otras que no lo hicieron, y que estas últimas son las que tendrían problemas para hacer frente a la demanda actual de vuelos. Lo que no cierra de la versión gremial es que las ofertas de trabajo y mejores salarios son reales, lo que es muy distinto a la acusación de “querer pagar menos”.

En base a información publicada por ABC News, ALPA, The Economist, Finance Yahoo, Insidehook, Aircargo World, entre otros.
Compartir: