Desde Air France-KLM confían en que obtendrán el financiamiento necesario para sortear el COVID-19

418
0
Compartir:

Air France-KLM informó que a pesar de la serie de medidas que están ejecutando para ahorrar unos EUR 500 millones durante 2020, que se suman a las negociaciones con proveedores como lessors, aeropuertos y gobiernos, el retiro anticipado de aeronaves, las licencias a trabajadores y la revisión del plan de inversiones para reducirlo en EUR 700 millones, el grupo tendrá requerimientos adicionales de liquidez hacia el tercer trimestre de este año.

Esto se debe a la incertidumbre que todavía existe en relación a las condiciones en las que se dará la recuperación económica y su impacto en la demanda de viajes y, por consecuencia, en las operaciones aéreas a futuro, las cuales en los próximos meses estarán a un 10% del nivel de 2019.

Es por ello que se han entablado conversaciones en profundidad con los gobiernos de Francia y Países Bajos, así como instituciones financieras para conseguir recursos que les permitan asegurar y mantener niveles adecuados de liquidez.

Desde el grupo aseveraron que «dadas las diversas opciones que se están considerando actualmente y la calidad de las discusiones con los dos Estados e instituciones financieras», confían en que podrán obtener el financiamiento adicional para cumplir con todas sus obligaciones financieras futuras y permitirles asegurar la recuperación de su actividad más allá de la crisis actual.

«Nos enfrentamos a una crisis sin precedentes que afecta sin excepción a la industria de las aerolíneas, lo que está causando una gran incertidumbre sobre las perspectivas del transporte aéreo», comentó Benjamin Smith, director ejecutivo de Air France-KLM.

«Desde el comienzo de esta crisis, el Grupo Air France-KLM ha hecho todo lo posible para garantizar la seguridad sanitaria de sus empleados y clientes y, en el aspecto financiero, preservar su liquidez a corto plazo y prepararse para el futuro. Reconozco el compromiso excepcional de nuestros empleados, quienes están dando lo mejor en estos tiempos difíciles, particularmente los equipos operativos que están permitiendo los vuelos de repatriación de nuestros conciudadanos, así como el transporte de equipos médicos para Francia y los Países Bajos. Ahora es más claro que nunca que se necesita el apoyo de nuestros gobiernos holandés y francés para cumplir con nuestros requisitos de efectivo y permitirnos continuar nuestras operaciones una vez que la crisis haya terminado. Discusiones con ellos y socios financieros están en curso, y confío en su disposición a apoyarnos y al futuro del Grupo Air France-KLM, un jugador clave para el empleo y las economías de nuestras dos naciones, cuyas banderas ondean nuestras aerolíneas en todo el mundo», concluyó.

 

 

 

Fuente: aviacionline.com
Compartir: