EL GOBIERNO ARGENTINO FIRMA CON LOS ESTADOS UNIDOS UN NUEVO ACUERDO DE TRANSPORTE AEROCOMERCIAL, AMPLIAMENTE FAVORABLE PARA LAS EMPRESAS ESTADOUNIDENSES COMO DESFAVORABLE PARA LAS NACIONALES.

339
0
Compartir:

Por iniciativa del Ministerio de Transporte ante las autoridades estadounidenses, el 26 de junio pasado se firmó un nuevo acuerdo por servicios aerocomerciales de pasajeros y carga entre Argentina y EEUU, que reemplaza el vigente desde 1985, cuya última revisión había sido en 2007.

El nuevo tratado bilateral liberaliza de manera ilimitada, las rutas, frecuencia y capacidad de transporte de pasajeros y carga entre los dos países. Para que sean explotadas por las compañías designadas por cada uno de ellos, también ilimitadas en su cantidad de autorización. Con lo cual, además de las compañías tradicionales estadounidenses que ya vuelan al país, lo podrán hacer las Low Cost estadounidenses; también, las Low Cost basadas en la Argentina. Incrementando en el mercado internacional, la insostenible guerra de tarifas a precios de dumping que existe.

Hasta la fecha las frecuencias semanales para transporte de pasajeros estaban fijadas en 112; y las rutas entre Argentina y EEUU son ocho, nueve a partir de diciembre. American Airlines domina ese mercado con el 42%, mientras que Aerolíneas Argentinas tiene el 26%. Respecto del transporte de carga, American Airlines tiene pleno dominio con 34 vuelos semanales, y sus bodegas ocupadas casi al límite, en un 80%.

EEUU aprovechará el nuevo acuerdo solicitado por el gobierno de Macri, gestionado y subscripto por el ministro Dietrich, para agrandar mucho más su mercado, negocios e ingresos de pasajeros y carga aérea con la Argentina. Según el Departamento de Transporte estadounidense, el mercado aéreo Argentina – EEUU, es el tercero en magnitud en Latinoamérica.

También habilita a todas las compañías aéreas estadounidenses, a la auto prestación de servicios de handling en la Argentina; o, a contratarlos total o parcialmente entre cualquier empresa de la competencia. En claro desmedro de los ingresos y negocios de la empresa estatal Intercargo.

Todo el mercado y ganancias que con el nuevo acuerdo se beneficien las empresas estadounidenses, lo perderá Aerolíneas Argentinas, que ya posee una muy desigual e inferior porción en el mercado bilateral. Y, nuestro país, no tiene el poderío en empresas aerocomerciales nacionales, públicas y privadas, que puedan usufructuar equitativamente el mercado de transporte aéreo de Estados Unidos. Es hacer “competir” un oso con una hormiga.

El nuevo acuerdo es, integralmente, una competencia desleal contra Aerolíneas Argentinas, propiedad de todos los argentinos y argentinas. La cual seguirá aumentando su déficit y necesidad de subsidios, como siendo demonizada por esa situación, por el mismo gobierno causante de sus problemas con sus políticas y administración.

La firma de este nuevo tratado aerocomercial entre Argentina y EE-UU, agiganta el peligro de continuidad de Aerolíneas Argentinas y Austral, junto con sus 12 000 puestos de trabajo directos.

Ciudadela, junio 28 de 2019.

 

Ricardo CIRIELLI
Secretario General

Compartir: