Lufthansa cancela 34 mil vuelos para este verano

256
0
Compartir:

ADUCE FALTA DE PLANTILLA

Será incapaz de servir los vuelos anunciados, debido a problemas organizativos no especificados. Unos 340 mil pasajeros están o estarán recibiendo la notificación de que su vuelo se va a reprogramar

Actualizado 17 febrero, 2023
R. P.
El semanario alemán Wirtschaftswoche informó ayer de que este verano nuevamente la aerolínea alemana Lufthansa será incapaz de servir los vuelos anunciados, debido a problemas organizativos no especificados y a la carencia de plantilla. La aerolínea no habla de falta de flota. El semanario habla de unos 34 mil vuelos cancelados, aunque la compañía, que reconoció la veracidad de la noticia, no confirmó esta cifra ni la desmintió.

Las cancelaciones, que afectan a toda la temporada de verano, desde el 26 de marzo al 29 de octubre, se deben a la existencia de cuellos de botella en la industria de la aviación y a la carencia de personal especialmente en los aeropuertos, tanto en los servicios de handling como en el control aéreo.

Hasta el momento, los sistemas informáticos de Lufthansa, según el semanario, registran una media de diez billetes vendidos para cada uno de esos 34 mil vuelos, por lo que unos 340 mil pasajeros están o estarán recibiendo la notificación de que su vuelo se va a reprogramar.

El verano del año pasado, todas las aerolíneas importantes, incluida la propia Lufthansa, sufrieron en verano la incapacidad para atender la demanda, debido en buena medida a la carencia de plantilla.

Sin embargo, en el caso de la alemana hay otra circunstancia que no se ha mencionado ahora: la falta de aviones. Lufthansa tenía una flota de 747 muy nutrida que retiró, al igual que los pocos A380 con que contaba. Ahora se ha visto obligada a rescatar algunos de estos aviones urgentemente, lo cual es caro y complicado. Las entregas de aviones nuevos, tanto en el caso de Airbus como de Boeing, está sufriendo retrasos, lo que puede estar detrás de estas cancelaciones, sobre todo porque la normalización de los vuelos de largo radio está produciéndose a mayor velocidad de lo que esperaban las aerolíneas.

Compartir: