Paso a paso, cómo es la desregulación del mercado aéreo que impulsa Javier Milei

128
0
Compartir:

21/12/2023 mdzol.com (Mendoza) – Nota

Cambios profundos
Horacio Alonso

El presidente Javier Milei anunció importantes cambios para la desregulación del mercado aéreo con el propósito de incentivar la competencia en beneficio de los consumidores. El futuro de Aerolíneas Argentinas está en el centro del debate tras el DNU de Javier Milei.

El Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) firmado ayer por el Gobierno nacional tiene una parte destinada a habilitar la privatización de Aerolíneas Argentinas y a la desregulación del mercado aéreo.

En cuanto a la línea de bandera, se permite la sesión de acciones de Aerolíneas Argentinas a los empleados. Esto incluye también a Austral.

Según lo establecido, esto podrá hacerse de forma parcial o total de conformidad con el Programa de Propiedad Participada.
Qué es la política de Cielos Abiertos y qué impacto tiene en el mercado aerocomercial

El desafío de Milei para poner fin al problema de Aerolíneas Argentinas
Además, establece que «la cesión de los nuevos derechos se prorrateará entre los empleados que decidan participar en dicho programa de ampliación».

«Los empleados que participen de más de una de estas empresas deberán optar por su participación en una de ellas», precisa el DNU .
A partir del DNU el mercado aerocomercial argentino ya no será como antes.

También se declara de carácter esencial el servicio de aviación civil.
Desde los gremios aeronáuticos ya rechazaron esta propuesta por lo que se supone que, más allá del DNU , esta decisión tendrá rechazo en el Congreso.

La idea de Javier Milei , además de cambiar el marco regulatorio de la compañía aérea, es quitarle al Estado el peso de tener que mantener con subsidios el déficit que provoca una empresa sobredimensionada y mal manejada.

En busca de mayor competencia
Otro de los puntos planteados por cadena nacional el de implementar una política de “cielos abiertos” que busque aumentar la competencia del mercado.

Esta idea se relaciona con la política llevada adelante durante la gestión de Mauricio Macri . Sin embargo, en el gobierno de Cambiemos no se aplicó en su totalidad este concepto.

Lo que se hizo fue alentar en el mercado de cabotaje la competencia y quitar los privilegios que tenía Aerolíneas Argentinas.
Esto permitió la llegada de compañías low cost, como Flybondi, JetSmart, Norwegian y la expansión de Latam, que fueron ganando participación en las operaciones locales, pero no hubo una desregulación total el negocio.

Una de las medidas más importantes fue la de habilitar la base aérea El Palomar como aeropuerto para las compañías de bajo costo.
«Nosotros no tuvimos una política real de cielos abiertos. Lo que hicimos fue poner a competir a Aerolíneas Argentinas en igualdad de condiciones que las empresas que querían operar en el país», explicó a MDZ un exfuncionario de la gestión de Cambiemos.
La jugada del kirchnerismo

Con el regreso del kirchnerismo, en 2019, se empezó a combatir esta política, pero sin cambios de fondo. Sólo se llevaron adelante acciones que mostraran la defensa de la línea de bandera, sin decisiones reales contra el sistema que venía funcionando.

Lo más importante fue el cierre del aeropuerto El Palomar y el traslado de las operaciones de las low cost a Ezeiza o Aeroparque. Esto fue una medida negativa, pero no evitó que las empresas siguieran funcionando.

También se buscó complicar las operaciones de esas compañías mediante las limitaciones de usos de rampa, hangares, horarios de vuelos y otras cuestiones técnicas que favorecían a la empresa de bandera que no sufría estas restricciones.

Los gremios jugaron un papel de desgaste a través de paros sorpresivos de determinadas áreas que sólo afectaban a la competencia de Aerolíneas Argentinas. Este es un punto que busca combatir la reforma de Milei.

Pese a esto, las compañías privadas, después del cierre total por la pandemia, recuperaron sus operaciones y hoy tiene la misma participación del mercado de cabotaje que llegaron a ocupar en el último año de la gestión de Macri.

Los conflictos en el aerocomercial fueron frecuentes en los últimos años. Hoy Aerolíneas Argentina representa el 65% del mercado de cabotaje. Flybondi y JetSmart se quedaron con el mercado que dejó Latam, tras su salida motivada por el desgaste del kirchnerismo.

«Las empresas privadas que hoy operan en el país no tienen actualmente ninguna restricción legal de crecimiento. Podrían traer todos los aviones que quieran y volar a cualquier destino. Es una decisión de inversión. Es cierto que el gobierno anterior, los gremios y la conducción de Aerolíneas Argentinas, con La Cámpora al frente, hacen todo lo que está a su alcance para entorpecer y desalentar ese crecimiento, pero no es un problema de restricción legal», aseguró a MDZ un especialista en materia aerocomercial.

La política de “cielos abiertos” es más ambiciosa que la del macrismo.
Para eso habría de dar de baja regulaciones que hoy existen, por ley, para operar en cabotaje. En el decreto de ayer se avanza sobre estos temas, pero dependerá de la implementación – la «letra chica» – para saber cuál será su alcance.
Por ejemplo, para operar en este mercado, las compañías deben estar radicadas en el país, tener capital accionario argentino, contratar personal argentino, entre otros requisitos.

El cambio que buscaría Milei es modificar estas normativas. En la práctica, implicaría que una empresa privada extranjera pudiera empezar a operar en el mercado interno sin necesidad de radicarse en el país, ni tener accionistas locales y con personal extranjero.

También hay otros cambios que se deberían introducir en materia legal para avanzar con esta política de apertura.
«Cielos abiertos tiene que ver con las libertades del aire. Cuánto puede una línea extranjera operar en el país. Hay que renegociar acuerdos bilaterales para que no haya restricciones de frecuencias ni de rutas. Que puedan volar todas las frecuencias que quieran y a cualquier punto del país. Eso hoy no está permitido ni lo estuvo en el gobierno de Mauricio Macri», explicaron a MDZ desde un organismo oficial del sector aéreo.

Si bien el DNU firmado por Milei ya está vigente, el cambio de todas estas regulaciones deberá tener un tratamiento en el Congreso Nacional para que validez firme.

Compartir: