Schiphol sigue sumido en el caos dos meses después

164
0
Compartir:

NINGUNA MEDIDA HA ALIVIADO EL DESASTRE

Las colas de pasajeros siguen desbordando tanto las áreas de salidas como las de llegadas. En agosto, acabada la orden de reducción de pasajeros, las compañías aéreas pueden volver a programar los vuelos habituales.

Actualizado 2 agosto, 2022 || Por Redacción Preferente

 

El aeropuerto holandés de Schiphol, el más importante del país, sigue sumido en el caos, dos meses después de que empezara a demostrarse incapaz de atender a los viajeros (Schiphol a los pasajeros: “No vengan al aeropuerto”).

Este lunes, las colas de pasajeros desbordaban tanto las áreas de salidas como las de llegadas, con colas que en los dos casos rebasaban los límites del espacio disponible.

La seguridad del aeropuerto está tan desbordada que, de nuevo, este lunes, incontables pasajeros han perdido sus vuelos por los retrasos en los controles.

En un ejercicio difícil de entender para los viajeros, el aeropuerto recomienda llegar a sus instalaciones con tiempo suficiente pero no más de cuatro horas antes, porque eso agrava el colapso (Gatwick y Schiphol: medidas drásticas por la falta de personal).

Sin embargo, los medios de comunicación siguen entrevistando, como este lunes, a pasajeros a quienes no se les ha atendido tras cuatro horas de espera. Es el caso de Saskia, residente en Waddinxveen, que quería ir a Viena con KLM, pero el avión se marchó antes de que pudiera pasar los controles. “Se puede venir con cuatro horas, pero esto no basta. Y no somos los únicos que hemos perdido el avión”, añadió.

Hay que recordar que el aeropuerto exigió a las aerolíneas –KLM la primera– que redujeran sus vuelos para poder garantizar la calidad del servicio, lo cual al parecer no ha bastado. En agosto, acabada la orden de reducción de pasajeros, las compañías aéreas pueden volver a programar los vuelos habituales y ya se ha visto cómo ha sido imposible operar.

KLM, que ya había mostrado su enfado con el caos del aeropuerto, admitió que este lunes nuevamente hubo problemas y que varios pasajeros perdieron sus vuelos.

El aeropuerto, por su parte, no contestó a los requerimientos de los medios de comunicación.

Compartir: