TERMINADA LA INSPECCIÓN DE LA FAA, ANAC –EL ESTADO ARGENTINO- EN 65 DÍAS DEBERÁ SOLUCIONAR 60 PROBLEMAS PARA QUE EL SISTEMA AERONÁUTICO NO PIERDA LA CATEGORÍA 1

85
0
Compartir:
19 abril, 2024 – aviacionenargentina.com.ar/

La FAA –Federal Aviation Administration-durante la semana pasada realizo su inspección al sistema aeronáutico argentino. Encontró 60 novedades –problemas- que deberán ser corregidos en 65 días. El estado argentino en lo aerocomercial –ANAC- liderado por Gustavo Marón puede perder la categoría 1 recuperada en el año 2005.

Si bien para quienes conocen en la industria el camino de degradación de la aviación del país que dio inicio durante el año 2016 y no se detuvo hasta la fecha, este presente no sorprende, para la gran mayoría de los actores de la actividad y para el público en general, la sorpresa llego. El sistema nacional aeronáutico está a punto de perder la categoría 1 tras la inspección realizada por la FAA –Federal Aviation Administration- autoridad aeronáutica de los EEUU.

Esta inspección que desde el año pasado se esperaba en Argentina, tuvo lugar en un momento de mucha fragilidad no solo para la autoridad aeronáutica argentina –ANAC- sino para el actual administrador Nacional Gustavo Marón, quien a solo días de asumir el cargo de Administrador Nacional, en lugar de comenzar a formar los equipos de trabajo para solucionar muchos de los viejos problemas generados por las anteriores administraciones,  se fue de vacaciones como reveláramos en febrero de esta año, hace casi dos meses.

Cabe recordar como síntoma evidente de la falta de conciencia situacional del Doctor Gustavo Marón, la intimación recibida por ANAC, para que fueran desalojadas sus oficinas por vencimiento del contrato de alquiler del inmueble que el Organismo alquila. Esto sucedió durante el pasado 11 marzo 2024.

Volviendo al presente, la información a la que tuvo acceso esta redacción indica que dentro de las novedades encontradas por la FAA, la autoridad estadounidense señalo como graves: falta de tareas en capacitación de personal –inspectores-. En este punto viene bien recordar que la OACI en julio del año 2022 le indico a la ANAC la falta de unos 200 o 250 profesionales para inspección y fiscalización.

La información conseguida revela que la FAA como parte de las 60 novedades elevadas señala: falta de controles, carencia de procesos y manuales en ANAC, subrayando que debería haber personas idóneas en la Administración Nacional de Aviación Civil y en virtud de esta indicación fue desvinculado el abogado Fernando Bravo –mano derecha de la ex administradora Paola Tamburelli- mientras que el señor Manuel Álvarez, hasta ayer a cargo de la DININA, –Dirección Nacional de Inspección de Navegación Aérea- renunció al cargo por estar próximo a jubilarse. Vale aclarar que esa dirección no fue inspeccionada por la FAA.

Además trascendió que una vez finalizada la inspección la FAA, realizo un video a modo de presentación de una hora de duración exponiendo todas las deficiencias encontradas sin conocerse, al menos por ahora,  el destinatario del mismo aunque se sospecha y se presume que sería enviado a Jefatura de Gabinete o a la embajada de los EEUU en Argentina.

Para finalizar, la autoridad aeronáutica de los EEUU le otorgo al Estado argentino –ANAC- 65 días de plazo para corregir los problemas que derivaron en las novedades señaladas. En tanto dos fuentes de la industria consultadas por aviacionenargentina.com.ar aseguran que la FAA no nos bajó la categoría finalizada la inspección solo por el momento, la alineación y la calidad que desde lo político atraviesan las relaciones entre Argentina y los EEUU.

Volviendo al inicio de la nota, no sorprende el resultado de la inspección de la Federal Aviation que  si dentro de 65 días no ve solucionados los problemas existentes argentina perderá la categoría 1 de la FAA, vigente desde el año 2005 para caer a categoría 2.

Si eso sucede la empresas de aviación civil comercial con matricula LV no podrán desde ese momento, aumentar frecuencias en sus vuelos a EEUU, volar nuevos destinos y cambiar los modelos de aeronaves con los que vuela al país presidido por Biden.

Para ponerlo en criollo, Aerolíneas Argentinas no podría aumentar el número de frecuencias a Miami, ni retomar si quisiera la ruta a Nueva York. Del mismo modo JetSmart Argentina  la low cost con más posibilidades de incorporar si lo decidiera un Airbus 321LR no podría inaugurar su ruta Buenos Aires Miami.

Los próximos 65 días serán cruciales, decisivos y definitorios. Hubo un sin número de alertas, de alarmas encendidas desde lo técnico para evitar este presente, pero durante tres administraciones consecutivas, lo político, el como si y el modo ya pasara, implementado por acciones humanas de los funcionarios que estuvieron y están a cargo de ANAC se impuso.

El resultado de la auditoria OACI y ahora la inspección FAA, indican que el sistema aeronáutico nacional necesita más y mejor Estado. Una ANAC eficiente, como la actual Federal Aviation Administration –FAA- y no como la que permitió la auto certificación de Boeing para su modelo 737MAX8.

Algunos hechos de la degradación alcanzada en estos 8 años.

Compartir: