A 33 años del día que el Antonov An-225 rompió 110 récords mundiales

90
0
Compartir:

Los restos del que fue el avión más grande de la historia yacen hoy en una Ucrania devastada. Entre las ruinas del aeropuerto de Hostomel se dejan ver los pedazos del Antonov An-225, todavía esperando encontrar una respuesta a tanta destrucción.

Atrás, y muy probablemente para siempre, quedaron los días de gloria del Mriya: entre esos días de gloria se encuentra el 22 de marzo de 1989. El An-225 despegó con 156,3 toneladas de carga y estableció 110 récords mundiales de velocidad, altitud y relación peso-altitud en 3 horas y 45 minutos de vuelo.

En mayo de ese mismo año, el Mriya despegó del cosmódromo de Baikonur con el transbordador espacial Buran en la espalda, y lo transportó 13 veces antes de que el programa espacial soviético fuera cancelado.

En toda su vida, el An-225 impuso 124 récords mundiales incluyendo la carga aerotransportada más pesada de la historia, con 253 toneladas totales.

Desde transbordadores espaciales, tanques, turbinas eléctricas y equipamiento voluminoso hasta ayuda en catástrofes, obras de arte y equipamiento médico, el Antonov 225 fue el símbolo de lo que la ingeniería y el talento humano pueden crear. Lamentablemente, hoy también es el símbolo de lo que el absurdo y la guerra pueden destruir.

Fuente: aviacionline.com

Compartir: