Argentina adquiere aviones P3 Orion para el Atlántico Sur

83
0
Compartir:

18/10/2023 Surenio.com.ar (TDF) – Nota

BUENOS AIRES.- El ministro de Defensa, Jorge Taiana y el jefe de la Armada Argentina, almirante Julio Guardia, encabezaron la firma de un convenio con el Jefe del Departamento D3 de la Norwegian Defense Materiel Agency (NDMA) del Reino de Noruega por la adquisición, a través del Fondo Nacional de la Defensa (FONDEF), de cuatro aeronaves P3 Orion que serán utilizadas para vigilancia y control y búsqueda y rescate en el Atlántico Sur.

“Estos aviones cuentan con una capacidad de observación particular y además tienen una gran autonomía lo que les permite volar durante muchas horas, siendo muy útiles para la vigilancia y el control de nuestro mar territorial y sobre todo de nuestra zona económica exclusiva. También serán de mucha importancia para el sistema de búsqueda y rescate”, afirmó el titular de Defensa en la Fragata Presidente Sarmiento.

“La adquisición de estas aeronaves -aseguró Taiana- constituye un gran aporte para fortalecer la política que estamos desarrollando para mejorar la vigilancia y control de nuestras aguas. Para ello creamos el Comando Conjunto Marítimo y bajo su dirección se utilizan los cuatro patrulleros oceánicos nuevos pero, además, necesitábamos un avión de larga distancia de observación como el Orion, que tendrá su base en Trelew, estación específica de observación de la aviación naval”.

“También estamos en proceso de compra de helicópteros específicos para hangarar en los patrulleros oceánicos, por eso creemos que con todas estas medidas estamos dando un paso muy importante en cubrir y defender nuestra soberanía y cuidar nuestros recursos. Somos nosotros quienes garantizamos el control en nuestras aguas”, aseveró el ministro Taiana.

Por su parte, Guardia afirmó: “Estos cuatro aviones son centrales para la fuerza ya que permiten la permanencia casi continua en lo que son nuestras áreas de interés gracias a la enorme autonomía que poseen, a los sistemas radares con los que cuentan y algunos otros elementos técnicos que pensamos agregar mediante el desarrollo nacional”.

Exploración en la ZEE La adquisición de estas aeronaves permitirá recuperar la capacidad de exploración de largo alcance en la Zona Económica Exclusiva (ZEE) y tener mayor presencia en las áreas marítimas de interés y la Antártida Argentina, sobre todo en lo que respecta al control de los recursos vivos y no vivos y las líneas de comunicación marítimas. Además, estas aeronaves, gracias a sus características y prestaciones, resultan fundamentales para cumplir con las funciones de búsqueda y salvaguarda de la vida humana en el mar (SAR), responsabilidad que la República Argentina asigna a la Armada. El convenio fue firmado en instalaciones de la Fragata Presidente Sarmiento.

Cabe destacar que las negociaciones para esta incorporación fueron iniciadas en el mes de marzo pasado y continuaron durante el año a través de reuniones realizadas en Buenos Aires, como así también en Noruega a partir de la visita técnica llevada a cabo por ingenieros aeronáuticos del Comando de Aviación Naval junto al equipo del Departamento D3 de la NDMA. La NDMA, agencia a través de la cual fueron adquiridos los nuevos aviones, depende del Ministerio de Defensa noruego cuya tarea es la obtención, mantenimiento y disposición final del material de empleo por parte de las Fuerzas Armadas del Reino de Noruega.

Características de las naves En cuanto a las naves, una de ellas es la versión P3-N (SAR y Sostén Logístico Móvil) y las tres restantes en versión P3-C de exploración, con un potencial de vuelo en promedio de 17.000 horas de vuelo, lo cual representa un tiempo de empleo de al menos 15 años. Cabe destacar que el convenio realizado por todo el sistema P-3 Noruego será sustentado íntegramente con fondos provenientes del FONDEF.

Por otro lado, su extenso radio de acción de 1.500 millas náuticas (2780 km), sumado a su autonomía de 12 horas de vuelo, cubre sin inconvenientes el litoral marítimo argentino, plataforma continental y Antártida Argentina, permitiendo la permanencia en una zona o área determinada por períodos prolongados. Su capacidad de operar en todo tipo de clima permite la operación desde cualquier base y aeropuerto del litoral marítimo, lo que facilita su presencia en una área determinada en un período de tiempo relativamente corto, fundamental para una búsqueda SAR (Search & Rescue – Búsqueda y Rescate).

Además, la aeronave cuenta con diferentes sensores de búsqueda, como radares y sistemas de cámaras asociados a los correspondientes sistemas de comunicaciones permitiendo la recolección, procesamiento y transmisión de datos en tiempo real.

Todas estas características se combinarán con el trabajo que realiza el Comando Conjunto Marítimo quien asume la conducción de las operaciones de vigilancia y control de los espacios marítimos y fluviales de jurisdicción nacional, a fin de custodiar los intereses soberanos de la Argentina en el mar y nuestra zona económica exclusiva a través de los Patrulleros Oceánicos A.R.A “Piedrabuena”, “Contraalmirante Cordero”, “Storni” y “Bouchard”. Actualmente, estos aviones se encuentran en EE.UU, por lo que el gobierno de ese país otorgó el aval para realizar la transferencia a terceras partes.

En esa línea, pilotos de la aviación naval se encuentran realizando el adiestramiento en simulador de vuelo en EE.UU. para encontrarse en condiciones de proceder a la aceptación y traslado de la primera aeronave hacia nuestro país. La adquisición también incluye todo el sistema de mantenimiento, los accesorios y repuestos, bancos de prueba y componentes que se trasladarán desde Noruega hacia la Base Aeronaval Alte. ZAR, ubicada en Trelew, provincia de Chubut.

La directiva política de Defensa Nacional (Decreto 457/21) establece la necesidad de ponderar, desde la perspectiva de la defensa, la existencia de grandes espacios territoriales efectiva y potencialmente provechosos en materia de recursos naturales, que serán objeto de reclamaciones soberanas en un futuro inmediato. De esta manera, el planeamiento militar para la defensa identifica tales desafíos y asigna al instrumento militar un rol en la vigilancia y el control estratégico de tales espacios.

Compartir: