Están haciéndole daño a Aerolíneas

104
0
Compartir:

Los gremios aeronáuticos salieron al cruce del ataque del macrismo a la línea de bandera

13/11/2018 01:47 – Pagina12.com.ar (Tier 1) – Cable –  

Después de las críticas de Macri y Vidal a la línea aérea, los dirigentes gremiales advirtieron que el Gobierno está vaciando a Aerolíneas mientras publica salarios y condiciones laborales mentirosas para enfrentar a los usuarios con los trabajadores.

Después de las críticas de Macri y Vidal a la línea aérea, los dirigentes gremiales advirtieron que el Gobierno está vaciando a Aerolíneas mientras publica salarios y condiciones laborales mentirosas para enfrentar a los usuarios con los trabajadores.
Los gremios aeronáuticos salieron al cruce del ataque del macrismo a la línea de bandera.

Los gremios aeronáuticos que desarrollaron la semana pasada protestas para reclamarle al gobierno nacional por el incumplimiento de la cláusula gatillo acordada en paritarias criticaron la reacción de varios funcionarios y referentes del oficialismo que descalificaron tanto a los trabajadores de las líneas de bandera (Aerolíneas y Austral) como a sus protestas. El titular de la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA), Pablo Biró, desmintió a la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, quien aseguró que los empleados de Aerolíneas Argentinas cobran 200 mil pesos, y acusó al gobierno de Cambiemos de enfrentar a los usuarios (de la aerolínea) con los trabajadores. Desde la Unión del Personal Superior y Profesional de Empresas Aerocomerciales (UPSA), consideraron que la gobernadora está desinformada o miente, ya que la inmensa mayoría de los trabajadores de Aerolíneas y Austral cobran muchísimo menos. Además, los sindicatos denunciaron que el Ejecutivo adeuda parte del salario de septiembre y que pospuso la negociación paritaria para el año próximo.
Publican salarios y condiciones laborales mentirosas, y en algunos de los casos sacados de contexto para agraviarnos y que la gente se ofusque, puntualizó Biró en respuesta a las declaraciones de Vidal. También respondió así a las descalificaciones que el presidente Mauricio Macri dedicó a la protesta de los trabajadores aeronáuticos de la semana pasada.  Mientras el jueves último Aerolíneas Argentinas y Austral debieron suspender y posponer más de 200 vuelos debido a que los trabajadores de los cinco gremios del sector mantuvieron asambleas entre la mañana y entrada la tarde, Macri aprovechó para cuestionar a la aerolínea de bandera e, indirectamente, alentar su privatización. La frutilla del postre fue su intención de vincular, sin ningún dato que lo sostenga, las protestas de los trabajadores de la aerolínea con las inundaciones del pasado sábado: Da mucha impotencia saber que con una pequeña parte de lo malgastado en Aerolíneas se podrían haber hecho hace tiempo las obras necesarias para prevenir esto, señaló.

El domingo a la noche, por su parte, Vidal golpeó el reclamo de aumento salarial de los trabajadores aeronáuticos al comparar lo que, según ella, cobra un piloto de Aerolíneas Argentinas con lo que, también según ella, cobra un docente bonaerense. En un momento como éste, en una crisis donde todos estamos poniendo el hombro, ¿es justo que se discuta un aumento salarial para un piloto que gana 200 mil pesos, mientras que un docente gana 33 mil pesos en promedio? ¿Por qué un piloto es más importante que un docente, o que un policía o que un médico de la provincia?, deslizó. Los gremios docentes de la provincia también salieron a responder las inexactitudes de la gobernadora (ver aparte).
Los dirigentes gremiales no tardaron en retrucarle. Es inconsistente lo que dijo Vidal. Un trabajador de tráfico o de rampa no llega a los 25 mil pesos de sueldo y también son trabajadores de Aerolíneas y de Austral que están reclamando lo mismo que los pilotos: que cumplan con la paritaria que firmaron en 2017 y que se sienten a negociar un aumento porque ya corresponde, detalló Marcelo Uhrich, de UPSA, quien aconsejó a los funcionarios del Ejecutivo que antes de hablar (de la protesta salarial) primero hagan todos los aportes a los trabajadores de Aerolíneas y Austral que hace tres meses que no hacen, que paguen el salario adeudado de septiembre y que se sienten a discutir la paritaria correspondiente al nuevo período.  Los gremios vinculados con las aerolíneas de bandera suelen negociar recomposiciones que cubren de septiembre a agosto de cada año. A fines del año pasado, acordaron con el Gobierno un incremento del 17 por ciento y una cláusula gatillo que actualizaría el salario acorde a la inflación una vez que ésta sobrepasara el 17 por ciento, mes a mes, según el índice de suba de precios oficial. Los gremios están denunciando que el Estado no abonó el porcentaje correspondiente a septiembre, el mes con mayor índice inflacionario de las últimas décadas. Por eso, y porque además fuentes del Gobierno les adelantaron que no abrirán las paritarias hasta enero próximo, activaron las asambleas que paralizaron Aeroparque y el Aeropuerto de Ezeiza el jueves pasado.
Vidal también dijo que es mentira que el Gobierno quiera privatizar Aerolíneas Argentinas. Biró reconoció que no sabría decir si la quieren quebrar o privatizar, pero puntualizó que, así y todo, desde el Gobierno le están haciendo daño a Aerolíneas y han elegido a los pilotos para tratar de quebrar a los (demás gremios) aeronáuticos. Vemos que tienen un tema ideológico y una estrategia para dividir de adentro para adentro y para afuera, agregó. El dirigente de APLA sostuvo que a la empresa el Gobierno ya la viene vaciando: recortan presupuesto, quitan rutas, subsidian a las low cost y, en ese sentido, ejemplificó: El presupuesto (de la compañía) alcanza para un trimestre, por lo que en abril de 2019 ya no habría plata para que funcione.

 

Compartir: