GUZMÁN PROMETIÓ A LA CGT QUE NO HABRÁ AJUSTE TRAS UN ACUERDO CON EL FMI Y DIJO QUE SE EMPEZARÍA A PAGAR EN 2026

120
0
Compartir:

El titular del Palacio de Hacienda habló ante la primera plana de la dirigencia sindical y dio definiciones sobre la negociación con el organismo de crédito. Entusiasmo de la central obrera por sus dichos.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, se presentó en la CGT para hablar del posible acuerdo con el FMI y para presentar el plan plurianual, un proyecto que llegará al Congreso y que busca ser una especie de relanzamiento de desarrollo de la gestión de Alberto Fernández. Junto al ministro de Trabajo, Claudio Moroni, el funcionario se comprometió a no realizar ningún ajuste a partir del acuerdo con el organismo internacional y dijo que se empezaría a pagar «en 2026».

Guzmán y Moroni fueron recibidos por el Consejo Directivo de la central obrera en el salón Felipe Vallese, y en la cual explicó los objetivos del Gobierno en la negociación con el FMI.

«Nuestro gobierno no va a firmar ningún acuerdo de ajuste porque significaría impedir darle continuidad a la recuperación económica”, ratificó ante los dirigentes sindicales, en una charla que por momentos fue distendida.

La conducción de la CGT escuchó atentamente al ministro, primero en una reunión con la «mesa chica» de la central obrera, y luego en una cumbre con todo el Consejo Directivo a pleno.

Además de Héctor Daer y Pablo Moyano, conductores de la CGT (Carlos Acuña no estuvo en el cónclave), estuvieron en la cumbre Gerardo Martínez (UOCRA), Antonio Caló (UOM), Andrés Rodríguez (UPCN), José Luis Lingieri (Obras Sanitarias) y Julio Piumato (Judiciales).

Definiciones del ministro

Entre las definiciones del ministro, se puede ver la mirada respecto al futuro de la economía y la negociación con el FMI. «La verdadera inclusión social se da sobre la generación de trabajo que dignifica y genera esperanza y oportunidades. Nuestra estructura productiva debe ser capaz de generar trabajo», afirmó.

En este sentido, Guzmán adelantó que se está trabajando «por un acuerdo que nos permita seguir en la senda de lo que nosotros queremos que es que todo se vaya ordenando».

«Es demasiado grande esa deuda (con FMI) para hacer frente a los vencimientos como están programados según el préstamo stand by en 2022 y 2023, cualquier cosa que se destine a eso significa menos capacidad de recuperación de la economía argentina, dijo.

Además, afirmó que «se está negociando poder tener un esquema de políticas públicas que sean nuestros y le permita a la Argentina seguir en la senda de tranquilizar la economía y que cuando estemos mejor podamos hacerle frente a la deuda con el FMI».

«Este no es un problema que se resuelva en un solo paso porque es demasiado grande el problema. Si nosotros llegáramos a un acuerdo pronto, eso significaría comenzar a pagar en 2026 al FMI», reveló.

«Lo que buscamos es un acuerdo para el desarrollo sustentable en donde tenemos una programación plurianual, en donde le decimos al FMI: ‘Presento esto y es lo que voy a hacer para que la Argentina se recupere, genere trabajo y la inflación vaya bajando, que es algo fundamental para el buen funcionamiento de la economía’. Y para que la economía agregue más valor”, agregó.

Respaldo sindical

En tanto, fuentes gremiales dijeron que «fue un encuentro positivo en términos políticos, porque en principio es la primera vez en la historia de la CGT que un ministro de Economía la visita y habla allí».

«Los ejes de la exposición de Guzmán fueron el desarrollo, la negativa a producir un ajuste, la optimización de las exportaciones y beneficiar a los trabajadores», se entusiasmaron.

Al respecto, Caló reiteró que la CGT «va a acompañar al Gobierno» de Alberto Fernández en la negociación con el FMI por el pago de la deuda. Al término de la reunión el dirigente señaló que la organización quedó «conforme» con la exposición del funcionario.

«Fue claro y explicó cómo va a ser», indicó a los medios, y añadió: «Estamos conformes con lo que Guzmán dijo acá y la CGT va a acompañar».

Además, aseguró que el eventual acuerdo con el FMI no implicará «ninguna reforma» laboral en el país ni «ninguna restricción a los trabajadores». «El acuerdo con el Fondo es para que el país crezca, y para que crezca tiene que haber cada vez más trabajo», subrayó Caló.

Fuente: gestionsindical.com
Compartir: