Te salva el estado: Alemania evalúa nacionalizar Condor

431
0
Compartir:

Finalmente, el gobierno alemán se sube a la tendencia que forzó la crisis del coronavirus y su impacto en la industria de la aviación comercial y evalúa hacerse cargo de la aerolínea Condor, el componente aéreo del fallido operador turístico Thomas Cook.

Actualmente, la adquisición de Condor por parte de LOT está muy en veremos, ya que las opciones de financiamiento que ofreció PGL, holding controlante de la compañía polaca, no convencen a las autoridades alemanas. «LOT tiene algunos problemas de financiamiento» le dijeron a Reuters fuentes cercanas a la negociación.

PGL había llegado a un acuerdo en enero para comprar Condor por unos 300 millones de euros, lo que la ayudaría a consolidar su posición en Europa y jugar en las grandes ligas. La unión de LOT y Condor crearía un operador de 20 millones de pasajeros por año.

Nacionalizar Condor sería una solución de mediano plazo, ya que la intención del gobierno alemán sería venderla tras la crisis. Tiene mucho sentido, ya que el valor por el que iba a comprarla PGL era de 300 millones y hasta ahora el gobierno lleva 580 millones de euros invertidos en ayuda a la compañía. Cuando colapsó Thomas Cook, alemania desembolsó 380 millones para evitar que la aerolínea cayera en la bancarrota. Ahora, Condor pidió 200 millones de euros más para paliar la situación derivada de la crisis sanitaria.

En un contexto en el que las compañías terminarán recibiendo toneladas de dinero estatal, es entendible que parte de ese desembolso termine volviendo al fisco al menos en participación accionaria. Un plan similar de ayuda estatal está siendo implementado en Estados Unidos, y hasta ahora se encontró con una importante resistencia de las empresas a ceder capital accionario a cambio de fondos frescos.

Claro que allí hablamos de 52.000 millones de dólares (un quinto de lo que se estima requerirá la industria aeronáutica global para superar esta crisis), y las valuaciones de las compañías también son mucho mayores. Sin embargo, después de haber renegado de la intervención estatal cuando las cosas iban bien, hoy la plata del gobierno es un salvavidas necesario, aunque tenga condiciones poco simpáticas para los CEOs.

Fuente: aviacionline.com

Compartir: