Dueño de Air Europa busca seguir de accionista pese al rescate público

47
0
Compartir:

PIDIENDO UN PRÉSTAMO PARTICIPATIVO

Globalia pone condiciones al Gobierno español para que el rescate que va a solicitar sea sin que el Estado forme parte de su capital, y que la familia Hidalgo pueda mantenerse como accionista principal. Así, su plan es pedir un préstamo participativo de entre 200 y 250 millones de euros para Air Europa, que si no se devuelve obligaría a nacionalizar la aerolínea, pero al menos con esta fórmula “se gana tiempo”.

El Gobierno ha establecido las vías para ejecutar esos rescates: préstamos participativos, deuda subordinada, suscripción de acciones u otros instrumentos de capital. “Lo más probable es que se intente canalizar la ayuda a través de préstamos participativos”, según conocedores de las intenciones de Globalia. Si las cosas van mal y no se consigue devolver ese préstamo, el Estado acabaría tomando participación en la compañía, “pero es una forma de ganar tiempo”, asegura La Vanguardia.

Fuentes financieras que de su lado revela Cinco Días apuntan que Globalia podría precisar entre 200 y 250 millones para atender su estructura de costes fijos una vez que Air Europa cuenta ya con una primera ayuda proporcionada con garantía del ICO, gracias al crédito de unos 150 millones que recabó tras una ardua negociación con varios bancos, exigentes aún con los avales de más del 70 por ciento de la cuantía por parte del Estado (Venta de Air Europa: falta de sintonía entre los Hidalgo).

El rescate a la empresa de la familia Hidalgo, así, no sería de enorme volumen ante la obligatoriedad de reembolso y el riesgo de su conversión en capital. Air Europa estimaría perder este año más de 300 millones ante la crisis del coronavirus. El ejecutivo español creó un fondo de rescate de 10.000 millones de euros para salvar a empresas insolventes de sectores estratégicos (Globalia confirma que ha pedido un rescate sin entrada pública en el capital).

El gobierno español rescatará a empresas que sean estratégicas como las del sector sanitario, las de infraestructuras, las de comunicaciones aunque serán las propias compañías las que deban pedir el apoyo público, puesto que el Estado no entrará en el capital de ninguna empresa que no lo solicite (Iberia y Air Europa podrían tener al gobierno español de accionista).

Este fondo de rescate tiene como fin dar apoyo a compañías que tengan problemas de solvencia, pero que sean viables. Además, estos apuros deben haberse iniciado a consecuencia de la pandemia del coronavirus. Como reveló REPORTUR.co, no se entrará a rescatar compañías que ya tuvieran problemas de liquidez antes del estallido del Covid-19

Fuente: reportur.com

Compartir: