Gremios aeronáuticos a Aerolíneas: “Es una incitación al conflicto”

228
0
Compartir:
23/12/2020 Clarin.com – Nota

Paritarias 2019-2020
Luis Ceriotto

Fue tras el ofrecimiento de un aumento salarial de 7%. “Es el esfuerzo que se puede hacer, tras ocho meses sin facturar”, dijeron en la empresa estatal.
Los principales gremios aeronáuticos rechazaron «en forma rotunda» la oferta de recomposición salarial que les formuló el presidente de Aerolíneas Argentinas, Pablo Ceriani, de un 7% retroactivo al mes de octubre para cubrir la paritaria salarial del período 2019-2020.

«A 15 meses de los últimos acuerdos paritarios, la pauta ofrecida representa una clara incitación al conflicto por parte de Aerolíneas Argentinas, Intercargo y el Ministerio de Transporte», señalaron, a través de un comunicado, los gremios de pilotos (APLA), técnicos (APTA), personal de tierra (APA), jerárquicos (UPSA) y de control (ATEPSA).Fuentes de Aerolíneas Argentinas respondieron que la oferta de un 7% es el mejor «esfuerzo» que pueden hacer. «Es el esfuerzo que puede hacer el estado nacional, en el peor año para la industria aerocomercial del país», dijeron voceros de la empresa. «Estuvimos ocho meses sin facturación y sin haber afectado el poder adquisitivo de los trabajadores y conservado todos y cada uno de los puestos de trabajo», agregaron. El encuentro tuvo lugar el lunes, un día antes de que despegara de Ezeiza el vuelo de Aerolíneas a Rusia que, con el rimbombante título de «Operación Moscú», prevé traer un cargamento de vacunas Sputnik contra el Covid-19.

La tripulación del Airbus A330 que partió el martes de Ezeiza, con el tapabocas que dice «Operación Moscú». Quinto desde la derecha está el titular de APLA, Pablo Biró.

En la reunión del lunes, además de Ceriani y los gremialistas, estuvo presente el jefe de gabinete del Ministerio de Transporte, Abel De Manuele, y la titular de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC), Paola Tamburelli, entre otros funcionarios. Los gremialistas no sólo reclamaron un aumento salarial. Entre los pedidos figuraron la exigencia de que el Ministerio de Transporte vuelva a fijar bandas tarifarias mínimas, para evitar la competencia que podrían plantear las aerolíneas «low cost» Flybondi y JetSmart, así como «revertir la desregulación» de los servicios de rampa que esas mismas aerolíneas se «auto prestaban» en el aeropuerto de El Palomar, sin contratar los servicios de la empresa estatal Intercargo. Lo cierto es que ahora tanto Flybondi como JetSmart mudaron sus operaciones al aeropuerto de Ezeiza, donde los servicios de rampa son prestados únicamente por Intercargo (con la única excepción de American Airlines y la propia Aerolíneas Argentinas). Pero aún así, a los gremialistas no les gustó la respuesta que recibieron por parte de los funcionarios del Frente de Todos. «Los funcionarios siguieron sin dar respuestas concretas a sobre estos asuntos, lo que a esta altura resulta lisa y llanamente inexplicable», dijeron los «Sindicatos Aeronáuticos» en un comunicado conjunto. Pero el chisporroteo más fuerte fue alrededor de la paritaria. Tras reclamar que el ofrecimiento de un aumento de 7% «está muy lejos de recomponer la pérdida de poder adquisitivo registrada», los aeronáuticos calificaron la oferta como una «clara incitación al conflicto» y reclamaron a las autoridades hacer «los esfuerzos necesarios» para evitar «futuros e innecesarios conflictos».  

Compartir: