La deuda a las obras sociales vuelve a concentrar la atención de la CGT

215
0
Compartir:

OPINIÓN

Por Emiliano Russo, columnista de Mundo Gremial.

Con la mira puesta en los reclamos por la deuda del Estado por las obras sociales, la CGT podría volver a reunirse la semana próxima.

Tras el típico receso veraniego y en medio de la tensión del triunviro Pablo Moyano con un sector del gobierno, en la central obrera apuestan a un concretar un cónclave en la sede de calle Azopardo.

Quitando el reclamo sectorial del dirigente camionero la principal preocupación de la central es el sempiterno retraso en la liquidación del fondo de reintegro para las obras sociales.

Según se pudo averiguar, el gobierno adeuda unos $4 mil millones de los $11 mil millones que se había comprometido a desembolsar como asistencia para la cobertura de los gastos por discapacidad. «Faltan los documentos de respaldo de ese dinero», alerta una calificada fuente gremial consultada.

Los recursos son girados por la Superintendencia de Servicios de Salud. En medio de la negociación con el FMI, esos retrasos preocupan a los jefes sindicales. «Tenemos un rojo en las cuentas importante. Y vemos como aumentan los medicamentos importados y los costos por discapacidad, añadió la fuente consultada.

En la esperada reunión de CGT no obstante, se tratarán otros temas como el alza de la inflación y el acuerdo con el Fondo que busca cerrar el Ejecutivo.

Compartir: