Los secretos del vuelo fallido del B737 Max de Norwegian

585
0
Compartir:

ESTÁ VARADO EN EL AEROPUERTO DE CHALONS VATRY, AL SURESTE DE PARIS

El avión debía volar en FL1200 con flaps durante todo el vuelo, porque el MCAS no se activa automáticamente cuando los flaps están en uso
Durante unos minutos el avión estuvo haciendo círculos sobre Metz y Nancy, hasta que finalmente fue desviado a Chalons Vatry, al sureste de París.

No hay muchas soluciones para el vuelo de Norwegian, varado en el aeropuerto de Chalons Vatry, al sureste de Paris, salvo evitar el espacio aérea alemán (Abortado el vuelo del B737 Max de Norwegian que salió de Málaga).

El vuelo demuestra la situación del espacio aéreo europeo en el que se solapan dos autoridades, la regional común y la nacional, ambas con poderes.

El vuelo abortado despegó de Málaga a las 6.42 de la mañana del 11 de junio. Tenía que aterrizar en Suecia a las 12.18. Era el vuelo DY8922.

El avión había sido permitido con condiciones muy especiales. La EASA (Agencia Europea de Seguridad Aérea) exigía que el capitán del avión tuviera las calificaciones TRI con LIFUS y FSTD. El primer oficial tenía que tener más de 300 horas en NG y 200 en Max. Además del comandante y el primer oficial, nadie más estaba permitido a bordo. El avión debía volar en FL1200 con flaps durante todo el vuelo, porque el MCAS no se activa automáticamente cuando los flaps están en uso. Es decir, medidas excepcionales.

En las cercanías de Saarbrucken, el capitán es informado de que Alemania, cuyas autoridades siguen siendo soberanas sobre su espacio aéreo, le denegaban el paso.

Durante unos minutos el avión estuvo haciendo círculos sobre Metz y Nancy, hasta que finalmente fue desviado a Chalons Vatry, al sureste de París. No han trascendido las conversaciones entre la EASA y el Deutsche Flugsicherun.

Compartir: