Fadea: se espera que el nuevo avión esté listo en abril de 2024

173
0
Compartir:

05/10/2023 La Voz del Interior (Córdoba) – Nota – Información General – Pag. 15
Diego Marconetti

AVIACIÓN. El IA-100 Malvina estaba previsto para 2022. Sin embargo, hubo demoras producto de los vaivenes económicos del país.
PAMPA. La línea de producción del entrenador avanzado sigue activa en Fadea.

Ubicada en la zona sudoeste de la ciudad de Córdoba, la Fábrica Argentina de Aviones (Fadea) trabaja en varios frentes al mismo tiempo: la construcción de aviones Pampa, las piezas para el Embraer KC-130, la reconversión de los Pucará y el proyecto más ambicioso de los últimos años: la fabricación desde cero de una nueva aeronave, el IA-100 Malvina. Se esperaba que ese entrenador básico estuviera listo para el año pasado, pero los vaivenes del país impactaron en el proyecto y ahora el objetivo está trazado hacia mediados del primer semestre de 2024.

La Voz recorrió gran parte del predio fabril, donde pudo apreciar en qué etapa están los trabajos. Sobre el Malvina, se están terminando los utilajes, que son como unos bancos de montaje donde se trabajan las piezas que componen el avión. Como la decisión es avanzar directamente con la serie, se están produciendo para que no sean solamente para un avión prototipo.

Empezó a desarrollarse en 2020. El plan original era que en 2022 se construirían cuatro y en 2023,12. Todos para la Fuerza Aérea. Hubo cambios, y ahora son 10 unidades. Se espera que la primera aeronave esté volando para abril del año que viene. Será un hito para la fábrica, ya que se vuelve a producir desde cero un avión desde mediados de la década de 1980.

El Malvina fue ofertado a otros países como Uruguay, que firmó una carta de intención con Argentina.
En el mismo sector, se trabaja con los materiales compuestos que se usan para los seis subconjuntos que se envían a Embraer, la fábrica brasileña, para la construcción del avión de transporte KC-130. Operarios construyen en Córdoba el cono de cola, el carenado del flap, la puerta tren de la nariz, la puerta de carga, los spoilers y el rack electrónico.

Se envían seis de esos subconjuntos al año a Embraer, y la intención es aumentar la producción, ya que la aeronáutica de Brasil está ofreciendo ese avión a varios países.

También sigue en marcha la producción de los nuevos Pampa 3 bloque 2. De ese contrato de nueve entrenadores avanzados, se entregaron tres aeronaves de las nueve previstas, y se prevén otras dos para lo que queda de este año, tres en 2024 y el resto en 2025.

En ese mismo hangar se montará la línea de producción del Malvina, por lo que el sector posterior fue liberado y se está acondicionando el sitio para los nuevos trabajos.

En una sala lateral, hay un dron militar. Se trata de un pedido del Ejército Argentino para explorar esa tecnología que está demostrando en la invasión de Rusia a Ucrania la importancia que tienen en el campo de batalla. Se está utilizando un modelo chino, sobre el que se estudia el funcionamiento y sus características.

«Este contrato es parte de un proyecto de desarrollo de sistemas aéreos no tripulados nacionales, dentro de este proyecto se contempla el desarrollo de demostradores tecnológicos que permitan adquirir el conocimiento en las áreas tecnológicas necesarias para este tipo de sistemas. Este proyecto se realiza en conjunto en el Ministerio de Defensa y el Ejército Argentino», señalaron desde la empresa.

El resto de los contratos En la pista de aterrizaje, está el Pucará Fénix. Es el primero de los tres que están siendo modernizados y remotorizados, y a los que se les aplica tecnología de punta en la cabina. Está en proceso de certificación del prototipo de Navegación y Comunicación.

Otro de los contratos plurianua- les es el que tiene como finalidad realizar una inspección PDM y la modernización a la aeronave L- 100 Hércules de la Fuerza Aérea Argentina. Esa aeronave de gran porte había tenido su anterior reparación en las instalaciones de la Enaer chilena, en 2012.

En la misma línea, está la inspección y la recuperación de la aeronave C-130 matricula TC-69 para la FAA.
Por otro lado, está el contrato para la inspección y la reparación alar de la aeronave de exploración marina P3-Orion de la Armada Argentina. Con la misma fuerza, se firmó otro contrato para la modernización de cabina de la aeronave de entrenamiento T- 34C1 Mentor, y contempla la certificación de un prototipo y la modernización de tres unidades de serie.

Con el Ejército, sigue la inspección, la reparación y la modernización de los helicópteros AB206, y la producción de paracaídas.

Compartir: