Los cambios que propone la FAA para que el Boeing 737 MAX vuelva a volar

417
0
Compartir:

04/08/2020 HangarX.com.ar – Nota

La propuesta de la FAA consiste en cuatro puntos claves que van desde la actualización del softwear de control de vuelo, hasta el reemplazo del cableado del estabilizador horizontal de cola.

La Administración Federal de Aviación presentó un NPRM (Aviso de Propuesta de Reglamentación) en el que establece cuatro cambios claves en el diseño del Boeing 737 MAX y así solucionar los problemas de seguridad que provocaron dos accidentes fatales y la paralización de la flota mundial desde marzo de 2019.

En este sentido, la agencia emitió un Resumen Preliminar de AD (Propuesta de Directiva de Aeronavegabilidad) donde se requiere un Software actualizado de control de vuelo, revisión del Software de procesamiento de alertas en pantalla, revisión de ciertos procedimientos operativos de la tripulación y el cambio del cableado del estabilizador horizontal de cola.

Si bien el anuncio representa un avance significativo , todavía hay otros pasos importantes, incluida la finalización de los procedimientos de capacitación de pilotos. El público tiene ahora 45 días para realizar comentarios sobre los cambios , y aún no es seguro que el avión finalmente sea recertificado antes de fin de año.

Desde Boeing expresaron que “continuamos progresando hacia el retorno seguro al servicio del 737 MAX, trabajando estrechamente con la FAA y otros reguladores globales. Si bien todavía tenemos mucho trabajo por delante, este es un hito importante”.

La crisis por la puesta en tierra de los Boeing 737 MAX, le costó al fabricante más de 19.000 millones de dólares , redujo la producción y obstaculizó su cadena de suministro, con investigaciones criminales de por medio y del Congreso que aún están en curso.

La extensa revisión de la FAA ha llevado más de 18 meses e incluyó a más de 40 ingenieros, inspectores, pilotos y personal de soporte técnico a tiempo completo. Hasta la fecha, la FAA ha realizado más de 60.000 horas de revisión, pruebas de certificación y evaluación de documentación.

Finalmente, los cambios propuestos están diseñados para evitar la activación errónea del -ya famoso- MCAS vinculado a ambos accidentes, para alertar a los pilotos si dos sensores AOA reciben datos contradictorios y garantizar que la tripulación pueda reconocer y responder a movimientos erróneos del estabilizador.

Para la FAA estos cambios “minimizan la dependencia de la acción del piloto y el efecto de cualquier falla individual” y agregaron que “los cambios de diseño abordan siete problemas de seguridad, incluidos varios relacionados con el MCAS”.

Compartir: