Dubai 2021: Embraer proyecta sus próximos 20 años con aviones más chicos pero más verdes

207
0
Compartir:

En el segundo día del Dubai Airshow 2021, Embraer dio pasos significativos para dejar atrás la pandemia y volver a pensar en un futuro de crecimiento con el foco en la sostenibilidad. La compañía abandonó el pronóstico de mercado a 10 años que había utilizado durante la crisis del COVID-19 y volvió a presentar un pronóstico a dos décadas, con lo que busca demostrar confianza y preparación para un mundo completamente nuevo.

Así, la compañía indicó que proyecta para el 2040 un aumento de la demanda del 3,9%. Previo al COVID, el crecimiento del PBI global estaba pensado en 2,8% y ahora es de 2,6% para el 2021. En ese contexto, la empresa cree que la industria va a necesitar 10.900 aviones Embraer, con un 77% de ellos distribuidos equitativamente entre Estados Unidos, Europa y Asia, los mercados más importantes en términos de pasajeros transportados. El resto de los mercados se quedarán con ese 10%, una nada despreciable suma de casi 1100 aviones.

El fabricante ve una clara tendencia de reducción de los pasajeros de negocios, ya que a partir de la explosión del teletrabajo un 20% de esos viajeros descubrió que la modalidad remota cubre las necesidades de su negocio sin necesidad de viajar. En un aspecto más macro, Embraer ve que las compañías van a repensar su cadena de suministros, con lo cual se van a acercar y regionalizar.

A partir de estas tendencias, Embraer cree en una «demanda granular»: Se van a necesitar flotas más chicas, más rentables y que puedan capear mejor las disrupciones de la economía/industria. No habrá tanto espacio para los aviones de ultra capacidad, y se avizora un auge de la relevancia de los aviones de hasta 150 plazas.

El e-commerce también va a jugar un rol preponderante en el futuro: el incremento de las operaciones de carga en aviones más chicos, para garantizar el envío en el día y la logística de última milla, será un vector importante de la industria. La compañía cree que hay un mercado potencial para la serie de E-Jets/E2 marcando el paso de esa necesidad, con un 64% de la demanda abocado a nuevas unidades y un 35% enfocado en la renovación de otros cargueros.

La empresa no escapa a la tendencia de sostenibilidad de los nuevos desarrollos: más allá de la Familia Energia, la intención es lanzar un avión regional turboprop de 50 plazas plenamente compatible con SAF en 2022, ya que ven un interés de los operadores de USA para reemplazar sus flotas actuales, un mercado de aproximadamente 600 aviones.

En síntesis, Embraer ve un futuro con expectativas reducidas en comparación con el escenario pre pandemia. Una industria más chica en la que bajará la rentabilidad general de las empresas, pero en la que todavía habrá margen para iniciativas innovadoras que permitan mejorar esa eficiencia económica. Una industria más verde, aunque volar sea un poco más caro.

Con estas ideas, Embraer encara el futuro hasta 2040, demostrando que está presente y quiere ser un actor principal de la aviación. Esperamos que ese pronóstico se cumpla, y si es posible, se supere.

Fuente: aviacionline.com

Compartir: