Estudian la ampliación del número de pasajeros

50
0
Compartir:

06/07/2021 Página 12 – Nota – El País – Pag. 7

El Gobierno renovará, con cambios, la restricción de ingresos del extranjero
Melisa Molina

El viernes vence la limitación. Las empresas aéreas, nucleadas en IATA, reclaman un encuentro con el jefe de Gabinete.
Aseguran que no fueron notificadas. La ANAC lo desmiente
Este viernes vence la decisión administrativa con la que el gobierno nacional redujo la cantidad de argentinos que pueden ingresar al país desde el exterior de 2000 a 600 pasajeros por día, para intentar frenar el avance de la variante Delta de covid.
Desde Casa Rosada adelantaron a este diario que es muy probable que la medida se extienda, ya que no hubo cambios significativos en la situación sanitaria, pero que evalúan flexibilizar el número para que vaya en aumento y puedan volver más rápido todos los argentinos que así lo desean. La International Air Transport Association (IATA) que nuclea a las empresas aéreas comerciales, reclama al Gobierno una reunión con el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero quien firmó la decisión administrativa porque esgrimen tener problemas logísticos. Sin embargo, rechazaron un encuentro que el Ejecutivo había organizado con el ministro de Transporte, Alexis Guerrera; la directora nacional de Migraciones, Florencia Carignano; la responsable de la Administración Nacional de la Aviación Civil (ANAC), Paola Tamburelli y responsable de Sanidad de Fronteras, Claudia Madies. «Nosotros seguimos abiertos al diálogo y a disposición para reunirnos con todas las partes», puntualizan desde Balcarce 50.

En el Gobierno están muy preocupados en poder retrasar la llegada de la cepa Delta que causa estragos en el mundo y tener más tiempo para avanzar en la vacunación, por eso el 25 de junio restringieron el cupo de argentinos que pueden ingresar al país. Al día siguiente, la IATA pidió una reunión a las autoridades nacionales.

El martes 29 el Gobierno los convocó a un encuentro para el 30.
Sin embargo, ese mismo martes a la noche, desde IATA expresaron que no iban a participar porque no estaría Cafiero, que en ese momento se encontraba de viaje en la provincia de Entre Ríos. «Cuando las autoridades comunicaron más detalles del encuentro, supimos que el principal responsable de la toma de decisiones y signatario de la decisión administrativa 643, Santiago Cafiero, no estaría presente.
Por lo tanto, IATA ha solicitado que la reunión se reprograme para cuando el señor Cafiero pueda asistir», informaron.
En diálogo con PáginaI12 voceros de la IATA explicaron por qué habían rechazado asistir a esa reunión con autoridades del gobierno nacional: «es simple, hemos pedido reunión con el Jefe de Gabinete y estamos todavía a la espera».
Desde Casa Rosada consideran que es «insólito» que las autoridades de IATA no hayan aceptado una reunión con el ministro de Transporte y las autoridades competentes en el tema, sobre todo porque no existieron reuniones previas con el titular de la cartera en las que haya habido algún inconveniente.

Las empresas nucleadas en la IATA cuestionaron al Gobierno por no informales la medida con antelación y denunciaron haberse enterado «por los medios». Sin embargo, la directora de la ANAC, Paola Tamburelli, puntualizó en conversación con este diario que «las empresas están en permanente conocimiento de las discusiones vinculadas a las necesidades sanitarias que derivan en medidas sobre vuelos», y aclaró que están en «permanentemente en contacto» con el organismo que ella conduce.
Desde IATA también anunciaron que «como mínimo, el gobierno debe informar cómo se distribuirán los 600 asientos entre las aerolíneas que brindan servicio internacional de pasajeros al país. Esto debe hacerse de manera no discriminatoria y transparente». Luego agregaron que «a 10 días de haberse decretado esta medida, el gobierno argentino no ha autorizado todavía ninguna operación aérea posterior al 12 de julio e incluso desconocemos si extenderá las limitaciones actuales de los vuelos a partir del 9 de julio».

Sobre la distribución de asientos, Tamburelli sostuvo que no es una tarea sencilla, ya que no implica a una sola área de gobierno: «Cruzamos datos con la Cancillería, con Migraciones y con Aduana para saber dónde está la mayor cantidad de pasajeros que requieren un retorno inmediato al país, y en función de esa información entendemos que es necesario establecer un vuelo diario a Europa, uno a Estados Unidos y uno a América Latina, que va rotando de país, porque se trata del tercer mercado que tiene mayor cantidad de argentinos que requieren un retorno inmediato.
Esas son las rutas que tienen las empresas aéreas a las que se les da sí o sí un vuelo diario. En Europa, por ejemplo, hay varias líneas y se distribuye para que puedan volar equitativamente todas», aclaró.

Otro de los ejes en los que hacen hincapié desde Balcarce 50 es que la reducción de vuelos no es algo que exclusivamente perjudique a nuestro país. Australia, por ejemplo, actualmente admite el ingreso de 6000 pasajeros por semana, es decir aproximadamente 850 por día, y el gobierno de ese país anunció que a partir del 14 de este mes hasta posiblemente fin de año, la cifra se reducirá a 3000 personas por semana.

Hasta ahora sólo está permitido el ingreso de 600 pasajeros del extranjero por día.

En la Casa Rosada advierten que Australia va a reducir de 850 a 430 por día los pasajeros que ingresen a ese país.

Compartir: